XI Festival Internacional de juegos 2016

Aquí os dejamos un breve repaso de nuestro paso el sábado por el Festival Internacional de Juegos de Córdoba:

  • Llegamos y no hay aparcamiento, nos vamos a perder la ceremonia del JdA que ganará Pandemic Legacy, una lástima porque nuestro favorito era Código Secreto.
  • Conocemos a la leyenda ‘Clint Burton’. 
De izq. a der. Enrique (Éxito y Error), Clint Barton (Vis Lúdica) y Alejandro (Océano de juegos)
  • Momento perfecto para saludar y charlar con todos nuestros amigos lúdicos. 
  • Paseo para ver el ambiente por el festival, excelente acogida en Zacatrus y BrainPicnic donde Manu Palau nos enseña su nuevo juego Candy time, y nos autografía también Spoilers
  • Probamos el simulacro de Escape the room que montaron en el stand de Mercurio. No encontramos la salida pero nos encantó igualmente. Estamos deseando probar el juego.
Foto obtenida desde el Facebook de Mercurio Distribuciones
Versión lúdica de la Última Cena (foto de Rincón de Jugones)
  • Partida a Captain Sonar explicada por su autor, Roberto Fraga. (Ganó el equipo Youtubers
Equipo ganador (Foto de Rincón de Jugones)
  • Partida a El soneto que ganó de paliza MrPlayforlive. 
  • Merienda, en la calle había mucha gente debido a The 501st Legion que estaba desfilando por allí. 
  • Tenemos el honor de encontrarnos con David GJ y ver su habilidad para sacarse Virus de la manga, hace que parezca fácil y todo. 
  • Dos de mis fotos fueron finalistas en el Premio Internacional de Fotografía Lúdica, lástima que no fueran premiadas. 
  • Volvemos a casa tremendamente cansados pero contentos por haber podido reencontrarnos con tanta buena gente.

Mafia Cosa di Capo

Nombre: Mafia Cosa di Capo
Diseñador: Jesús Fuentes
Editado por: Mercurio
Edición: Primera edición de 2015 en español
Jugadores: 2 - 5
Edad: 12+
Tiempo: 30 - 45´
Dependencia idiomática: Sí
Fundas: Sí. Necesitaréis 110 Fundas Quimera (57.5 mm x 89 mm) (100 uds) en Zacatrus
Precio aproximado: 17
Dónde comprarlo: Mafia Cosa di Capo en Zacatrus!

Eres el consigliere de una familia mafiosa en una ciudad corrupta. Tu principal objetivo es conseguir la mayor cantidad posible de dinero. Para ello, realizarás chantajes, controlarás locales clandestinos, coaccionarás a tus rivales e influirás en las leyes. Pero ten mucho ojo pues hacienda o la policía no te lo van a poner fácil. Mafia Cosa di Capo es un juego de cartas que simula la organización y los trapos sucios de varias familias mafiosas.


Durante una serie de rondas gestionaréis los negocios y secuaces que tengáis en vuestra mano para sacar el máximo beneficio. El resto de cartas las podrás usar para atacar, intercambiar, vender o alquilar al resto de jugadores ¿tienes matones de sobra, necesitas más negocios o quieres chantajear a uno de tus rivales? Habla con ellos y amenázalos, pero métete en el personaje: –Mis chicos son gente de fiar y están limpios, podrán hacer ese trabajito para ti por un módico precio– mientras miras esa carta de alta traición que tienes en la mano –ya sabes que mi lealtad hacia tu familia no es gratis. Vende los negocios que no has podido usar –¿te gustan las carreras Michael? tengo un chivatazo seguro que por 60.000 puede ser tuyo–. La diversión reside en convertir la partida en una auténtica reunión mafiosa.

Durante tu turno colocarás tus negocios, tráfico ilegal de tabaco (permanente) o un cargamento de estupefacientes (pelotazo) y les asignarás secuaces para que los lleven a cabo. Pero la clave para jugar a Mafia Cosa di Capo es la negociación entre mafiosos, los demás jugadores te amenazarán, atacarán, intentarán extorsionarte, te harán ofertas que no podrás rechazar y todo eso a la vez. Ese caos e interacción es lo que puede originar turnos memorables.


Para introducir alguna variable en los turnos están las cartas de sucesos, 2 de las cuales serán desveladas en cada ronda, en ellas nos notificarán el arresto de alguno de nuestros secuaces o la alteración de precios de algún producto. Por ejemplo, la prohibición de las apuestas o la implantación de la ley seca con el consiguiente incremento del precio del alcohol. Estas cartas sirven para marcar el final de la partida y sus efectos son azarosos e incontrolables por lo que fastidian bastante cuando te afectan, por suerte sus repercusiones suelen ser moderadas.

Mafia Cosa di Capo delega mucha importancia en las cartas que conformarán nuestra estructura del crimen. Los elementos del juego más importantes: secuaces, negocios y acciones se encuentran en un mismo mazo, dejando demasiado al azar tus opciones.
  • Cada secuaz tiene un trabajo: conductor, matón, extorsionador o sicario. La mano derecha y el Consigliere funcionan como comodines.
  • Para completar un negocio te impondrán la utilización de dos secuaces específicos.
  • Hay dos tipos de acciones: las que jugamos en nuestro turno, Inspección de hacienda o Alta traición y las que jugamos en cualquier momento: Ataque entre mafias, Soplo de la policía o El topo. Casi todas sirven para hacer daño a otro jugador y disminuir sus beneficios.


Los negocios son la parte más simple y no dan muchas opciones, siempre que puedas completarás todos los negocios posibles con tus secuaces. El orden y la prioridad que les des variará según sus ingresos. Es en las acciones donde hay algo más de interacción y posibilidades. Esa aleatoriedad a la hora de robar propiciará que cada turno pueda pasar cualquier cosa.

La chispa que le falta a las cartas hay que compensarla creando una situación lo más caótica posible. Con 4 o 5 jugadores, que no tengan vergüenza ni escrúpulos, se saca el máximo partido. Traiciones y lealtades que cambian a la misma velocidad que los fajos de billetes, negocios sucios que se truncan y cuyos exiguos beneficios se gastan en sobornos, amenazas y faroles que te obligan a acelerar tus planes de venganza. Cuantas más personas más opciones para hacer el cafre. En contraposición, a 2 no hay negociación, la mecánica por sí sola no tiene profundidad y la partida pierde interés. La intensidad del juego reside en la interacción entre los jugadores permitiendo crear estrategias y compensando el excesivo azar de las cartas.


Al abrir la caja sorprende ver los billetes de papel cuyas ilustraciones están personalizadas por el autor (como la de su perro en los billetes de 1.000.000). El material es mejorable pero al menos están graciosos y cumplen con su función. Las ilustraciones del juego, realizadas también por Jesús Fuentes, son muy peculiares, consigue que los secuaces tengan personalidad propia en cada caricatura. El resto de dibujos, más pequeños, no llaman la atención al tener que compartir espacio con el texto de la carta.


Las reglas, como ya nos tienen acostumbrados en Mercurio, vienen en formato prospecto lo que las hace incómodas para leer o buscar información. Afortunadamente, el juego es muy fácil de aprender y aún más sencillo de explicar. Por experiencia os diría que contarais lo mínimo para empezar, los jugadores solos ya se encargarán del resto.

En Mafia Cosa di Capo disfrutaremos más el recorrido que la meta. Contar el dinero para saber quién es el ganador será lo de menos, obviamente influirá en esa cantidad vuestras habilidades para engañar y negociar pero también tendrá bastante peso el azar. Su simplicidad y escasez de opciones delega todo el peso de la diversión en los jugadores otorgando demasiada responsabilidad a su capacidad de improvisación y mala leche. Por eso, lo mejor será disfrutar la partida sin preocuparnos de quién parece que tiene más dinero y mirar más quién se merece una buena vendetta. Si bien puede conseguir cotas de disfrute superiores a la puntuación obtenida en nuestra escala, consideramos que el mérito es más de la destreza de los jugadores que del propio juego  y aunque yo disponga de un grupo jugón que me hace sentir como un auténtico siciliano sé que eso no es la norma sino la excepción y, por lo tanto, Mafia Cosa di Capo alcanza un:
Si encuentras los compañeros caraduras adecuados, con pocos escrúpulos y cuya amistad no se pierda después de unas cuantas puñaladas este juego puede dar partidas muy memorables y ser todo un éxito. A diferencia de la mayoría del catálogo de Mercurio, Mafia Cosa di Capo está dirigido a un público adulto ya que la temática no es la más idónea para una experiencia con niños. Si os gusta caldear el ambiente antes de una larga sesión lúdica, sois unos maestros del arte del engaño y disfrutáis con el aspecto interpretativo en los juegos, Mafia Cosa di Capo es una buena opción.

No dudéis en esconder las pistolas y cuchillos antes de empezar.
Muy interactivo, ilustraciones originales, transportable, temática interesante.
Mecánica simple, mala escalabilidad de jugadores, mucho azar, turnos repetitivos.

Resultado de #ÉXITOCONMERCURIO


Habéis sido muchos los participantes en la semana más mafiosa, #ÉxitoconMercurio os ha convertido en unos tipos duros preparados para cualquier situación¡Muchas gracias a todos! Nos han encantado vuestras ingeniosas amenazas. Os dejamos a continuación las tres más exageradas:


Y el ganador del sorteo que se lleva a casa el pack de juegos Mafia Cosa di Capo firmado por el autor y Elfenland deluxe cortesía de Mercurio es:




Mr.Playforlive ha sido el ganador ¡Enhorabuena, eres todo un mafioso! Ponte en contacto con nosotros para enviarte el premio. Muchas gracias a todos los participantes y a Mercurio por apoyarnos con tanto entusiasmo para poder realizar este sorteo y enseñaros sus juegos más originales.

Y aquí se acaban los sorteos... por ahora.

Resultado de #ÉXITOCONELBAZARDEIGLESIAS

Los participantes de la semana más consumista en #ÉxitoconelBazardeIglesias, habéis expurgado su tienda para encontrar las mejores gangas¡Muchas gracias a todos! Os habéis gastado el dinero del vale exquisitamente. Os presento a continuación el juego que más habéis "comprado":



Muchos habéis elegido Arkham Horror o alguna de sus expansiones para gastaros vuestro vale de 30€, seguido muy de cerca por Los viajes de Marco Polo y 7 Wonders Duel.
Y el ganador del sorteo que se lleva el vale de 30€ cortesía de El Bazar de Iglesias es:


Coquette ha sido la ganadora ¡Enhorabuena, te lo has ganado! Mirad que montajes organizó para participar:


Ponte en contacto con nosotros para enviarte el código del vale. Muchas gracias a todos los participantes y especialmente a El Bazar de Iglesias por su dedicación a los juegos de mesa y el apoyo que nos ha brindado.

Y si os gustaron las recomendaciones que os hacía por Twitter, tenéis que pasaros por su canal de Youtube para ver su nueva sección Un tendero sin dinero:


¡Permaneced atentos porque ya sólo queda el último sorteo!

Los Aprendices

Nombre: Los Aprendices
Diseñador: Alberto Corazón Arambarri
Editado por: Zacatrus!
Edición: Primera edición de 2015 en español
Jugadores: 2 - 4
Edad: 10+
Tiempo: 45´
Dependencia idiomática: No, sólo reglas. Reglas en español
Fundas: Sí. Necesitaréis 32 Fundas Mini Euro (45 mm X 68 mm) (100 uds) en Zacatrus
Precio aproximado: 30
Dónde comprarlo: Los Aprendices en Zacatrus!

Sois los nuevos aprendices y sólo os queda una prueba para convertiros en alquimistas. Tira los dados, combínalos con las fórmulas que has estudiado en los libros y aumenta tu dominio en las diferentes mesas para ser el primero en conseguir la respuesta última: los 42 puntos. Los Aprendices es un juego de gestión con dados diseñado por Alberto Corazón y editado por Zacatrus.


Lo primero que haréis es montar los tableros o mesas que definirán la partida. En cada turno, tiraréis los dados y por orden resolveréis las siguientes fases:
  1. Acabar con los cuervos. Con cada gema eliminaréis un cuervo, si no podéis con ellos os quitarán recursos o puntos.
  2. Investigar en las mesas. Pagad el coste para subir vuestro conocimiento en una de ellas.
  3. Adquirir habilidades y puntos. Según tu nueva posición en la mesa conseguirás puntos y habilidades.
  4. Adquirir más recursos. Cuando tengáis suficientes puntos podréis comprar más dados que significarán más combinaciones para el futuro.
Recoged los dados y repetid el proceso, ahora el jugador inicial será el siguiente en el orden de turno. Cuando alguien llegue a la casilla 42 la partida finaliza y gana el que haya obtenido una mayor puntuación. 

La base de Los Aprendices es la agrupación de los recursos obtenidos en los dados y su combinación con las habilidades para subir en las mesas y así obtener puntos. Con esa misma esencia, nos encontramos dos periodos. En el primero, consigues puntos que invertirás en dados que te proporcionarán más recursos permitiéndote acceder a las mesas más altas. El otro periodo se produce cerca del final y es mucho más corto, en él los jugadores se concentran exclusivamente en conseguir puntos al haber comprado todos los dados, pero, ¿cuándo paramos de comprar y nos centramos en ganar? Podéis parar cuando queráis pero es más probable ganar cuantos más dados tengáis y además es genial tirar un montón de dados cada vez.


El número de jugadores es un punto crucial ya que las sensaciones son radicalmente distintasCon 3 personas la mecánica está muy pensada y compensada. Disfrutaréis de cierta interacción con los cuervos y de la emoción por conseguir las mejores habilidades. La cantidad de puntos que podréis ganar y los dados disponibles para comprar están nivelados permitiendo una primera fase más relajada y una segunda más acelerada en la que buscaremos desesperadamente los puntos. Con este equilibrio consigue virtud.

A 2 participantes los turnos son ágiles, apenas hay paradas y tienes tiempo para pensar en el turno de tu rival. El problema es que las mesas sólo permiten subir hasta la 4ª posición y hay muchísimos dados para comprar, tantos, que si gastáis demasiados puntos os quedaréis estancados sin poder llegar a 42. Nuestro consejo es que limitéis los dados que se puedan comprar o permitáis subir completamente en las mesas. La interacción será menor porque suele haber, al menos, dos habilidades por tablero, esto disminuye la presión por conseguirlas. 

En contraposición, si sois 4 el juego se vuelve más lento y los turnos menos fluidos. Hay muy pocos dados para comprar así que, enseguida empieza la lucha por conseguir más puntos que el resto. Las habilidades estarán muy disputadas y la competición por subir en las mejores mesas será terrible. Nos encontraremos partidas que se suelen decidir por un estrecho margen, en el que la suerte y no la estrategia tendrá siempre la última palabra. 

Como podéis imaginar el principal componente de Los Aprendices son los dados, Zacatrus! ha acertado de pleno en la elección de unos dados enormes serigrafiados en baquelita, preciosos. Es una experiencia tirarlos y manipularlos cada turno. Los amantes de esta sensación disfrutarán jugando con ellos.


También incluye:
  • Fichas de madera para marcar el avance de cada jugador. Se echa en falta un marcador de tu color porque cuando investigas en todas las mesas no queda nada para atestiguarlo.
  • 32 cartas con las habilidades que se alternarán entre los jugadores al avanzar en las mesas y permitirán combinar los resultados obtenidos para conseguir los mejores conjuntos posibles.
  • Un reglamento, bastante grueso para lo sencillo que es el juego debido a la historia que trata de envolver todo el conjunto pero que acaba complicando la búsqueda de dudas.
  • 6 tableros de cartón rígido impresos por ambas caras, en una muestran el camino del aprendiz (izquierda de la foto superior), que es más sencillo y tiene menos interacción, y en el otro lado encontramos el camino del iniciado (derecha de la foto superior), en el que aparecen habilidades más potentes. A efectos prácticos la diferencia de dificultad es mínima y no supone un reto mayor.
Se recomienda jugar con no más de 3 losetas del camino del iniciado porque suelen dar menos puntos y habilidades más arriesgadas. Siendo minucioso, las únicas pegas que les encontramos a los tableros en cuanto al diseño son: los iconos de algunas habilidades rompen con el estética del conjunto y se superponen algunas texturas encima del negro. Afortunadamente, son tableros de buena calidad porque se golpean mucho con los dados sin quedarles marca.


Las partidas suelen rondar los 45 minutos que indica la caja, pudiendo variar desde la media hora hasta una hora si la gente se para demasiado a pensar. La diversión en este tiempo será relativa porque a 2 jugadores se hace corto al disponer de la mitad de los turnos mientras que a 4, aunque dure lo mismo, se hacen las rondas eternas. Lo divertido es jugar y tirar los dados, los turnos del resto serán prácticamente irrelevantes.

La temática es un accesorio, han conseguido darle un acabado muy llamativo con los tableros simulando libros antiguos y los dados de 4 colores en los que predominará alguno de los 4 símbolos icónicos: pergamino, poción, diamante y cuervo. Sin embargo, en ningún momento te sientes en la posición de un aprendiz opositando para alquimista. Para tu historia te dará igual tener dados verdes, en los que predominan las pociones, o dados amarillos, donde la probabilidad de obtener pergamino es mayor pues no supone diferencia alguna subir en un sitio u otro, los necesitas todos, no tienes opción para tomar un camino u otro. Ni los recursos, ni las mesas, ni las habilidades cuentan una historia común.

Los Aprendices cuesta 26€ y por la cantidad y calidad de los materiales es un precio adecuado. Esos dados no los encuentras a menudo. Las ediciones de Zacatrus! nunca decepcionan.



Tras las primeras partidas nos quedó la sensación de querer volver a jugarlo porque seguíamos tratando de hallar una estrategia ganadora. El problema es que tras varios intentos te das cuenta de que el azar propio de un juego de dados pesa demasiado; los cinco puntos de un cuervo que salga dos veces es una condena porque la cantidad de dados en el tramo final será crucial en una partida. La interacción es tan limitada que cuando alguien despunte será imparable, incluso las habilidades más bélicas no supondrán un agravio notable y sólo podréis intentar seguirle el ritmo. Nosotros disfrutamos jugándolo a 2 las primeras veces pero una vez dominado, incluso el camino del iniciado se quedó corto, no es un juego de largo recorridoSe disfruta sensitivamente más que intelectualmente, no te tiene que importar tanto el resultado final como la posibilidad de pasar un buen rato tirando más dados de los que te caben en las manos. La propuesta que plantea no termina de funcionar y aunque se puede arreglar fácilmente con ideas como las mostradas en esta reseña, es un punto negativo. Por lo tanto, obtiene en nuestra escala un:
¿Te gustan los dados? ¿Disfrutas con el azar propio de estos? ¿Te gusta manosearlos y lanzarlos por la mesa? Entonces te va a encantar Los Aprendices. Un juego ligero que pide turnos rápidos y mucha acción. Es vistoso una vez desplegado y una opción viable para profundizar en el mundo lúdico si quieres probar cosas distintas. Absteneos amantes de la estrategia pues es un juego de azar que se disfrutará si no tratas de ganar sino simplemente de la experiencia en sí.

Aprende como espantar a los cuervos y convertir los dados en oro.
Los dados, precio competitivo, excelentes materiales, vistoso y sencillo.
Temática irrelevante, interacción casi inexistente, mala escalabilidad de jugadores, mucho azar, turnos repetitivos.

Resultado de #ÉXITOCONZACATRUS


Habéis sido muchos los participantes en una semana en la que hemos aprendido muchísimo, #ÉxitoconZacatrus os ha convertido en aprendices de todos los tipos¡Muchas gracias a todos! Nos han encantado vuestras ingeniosas elecciones. Os dejamos, a continuación, nuestros tres aprendices preferidos:


Y el ganador del sorteo que se lleva a casa el juego Los Aprendices cortesía de Zacatrus es:


Olivia Morena ha sido la ganadora ¡Enhorabuena, eres una aprendiz con suerte! Ponte en contacto con nosotros para enviarte el premio. Muchas gracias a todos los participantes y a Zacatrus por apoyarnos con tanto entusiasmo para poder realizar este sorteo y muchas reseñas. Los demás no desesperéis porque aún quedan más premios.

¡Permaneced atentos porque ya queda poco para acabar!